Cubanálisis - El Think-Tank

    LA PRENSA INDEPENDIENTE CUBANA

 DESDE EL CAIMÁN

.

Cubanálisis - El Think-Tank abre un espacio más a los heroicos y decididos profesionales que desde dentro del monstruo enfrentan innumerables y continuas presiones para ejercer cada día su derecho a expresar sus opiniones. No se publicarán materiales donde los autores no se identifican con sus nombres reales o no residan en Cuba. El único criterio restrictivo es la calidad: materiales escritos con rigor profesional se publican, aunque Cubanálisis - El Think-Tank no comparta necesariamente opiniones vertidas en dichos artículos.

 

Una reunión plagada de excelentísimos sinvergüenzas

Juan González Febles, Primavera Digital

Lawton, La Habana.- La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) es el organismo de la Organización de las Naciones Unidas responsable de promover el desarrollo económico y social de América Latina y el Caribe, su secretaria ejecutiva es, la mexicana Alicia Bárcena Ibarra.

Se celebró en La Habana el XXXVII Periodo de Sesiones de CEPAL y la ocasión sirvió para que el secretario general de la Organización de Naciones Unidas, el portugués Antonio Guterrez, visitara la Isla y saludara con honores al sustituto designado por el castrismo, Miguel Díaz Canel. Guterrez se refirió a las condiciones difíciles por las que atraviesan las mujeres en el mundo y al pasar por alto que en Cuba, sus anfitriones castristas llevan las palmas en el abuso de género cada semana, se validó a sí mismo, como el más importante y destacado, entre los excelentísimos sinvergüenzas que se dieron cita en La Habana.

Guterrez, afirmado en la sinvergüencería, pasó por alto los ataques a nuestras valientes y dignas Damas de Blanco y solo compartió con los cortesanos castristas y algunos miembros emblemáticos de la sociedad servil que a estos sirve. No encontró espacio en su abultada y sucia agenda para reunirse con la sociedad civil y la oposición pacífica interna cubana. Por lo pronto, la CEPAL ha pasado del espacio primado para la corrupción que es México, a otro que es Cuba bajo el castrismo.

La Sra. Bárcena Ibarra en armonía con sus hábitos funcionales, ha pasado y continuará afirmada en pasar por alto la miseria, el hambre y la opresión que oligarcas militares imponen al pueblo de Cuba. La violación permanente de la Declaración Universal de los Derechos Humanos en todo su articulado, algo en lo que se afirma el régimen militar totalitario castrista, no es algo relevante para los excelentísimos sinvergüenzas que se dieron cita en La Habana. Se sigue de esta forma la pauta del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (United Nations International Children’s Emergency Fund) o UNICEF, un programa de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) basado en Nueva York que provee ayuda humanitaria y de desarrollo a niños y madres en países en desarrollo y aunque es uno de los miembros de la comisión ejecutiva de la United Nations Development Group, no ha tomado en cuenta que el régimen militar castrista usa a niños en edad escolar en pogromos y mítines de repudio.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) - en inglés World Health Organization, (WHO) es otro más en el listado de la sinvergüencería. El organismo de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) se especializa en gestionar políticas de prevención, promoción e intervención en salud a nivel mundial. Inicialmente fue organizada por el Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas que impulsó la redacción de sus primeros estatutos. La primera reunión de la OMS tuvo lugar en Ginebra en 1948. Hoy día convive en armonía con el trabajo esclavo de médicos y personal paramédico que el régimen castrista explota para su beneficio.

Aunque en sus orígenes (fue fundada el 24 de octubre de 1945) la Organización de Naciones Unidas fue o intentó ser una asociación de gobierno global para facilitar la cooperación en asuntos como el Derecho internacional, la paz y seguridad internacional, el desarrollo económico y social, los asuntos humanitarios y los derechos humanos. En la actualidad, convive con monstruosidades como lapidaciones de mujeres y otros crímenes de género en el mundo islámico, golpizas, represión y maltratos como sucede en Cuba. Lo hace con amenazas a la humanidad como el régimen afirmado en Corea del Norte y con los crímenes promovidos y ejecutados por el zar Putin desde Rusia, entre otros relevantes bodrios.

Entonces CEPAL y el resto del tinglado presidido por ONU, con sus programas de ayuda y financiamiento en que no falta corrupción, véase Irak, etc., no es más que un foro de alto nivel en que conviven y jamás malviven, excelentísimos sinvergüenzas como los que se dieron cita en La Habana recientemente.